lunes, 1 de septiembre de 2014

Solo con nombres no se ganan títulos



Una vez acabado el mercado de fichajes veraniego tenemos que reflexionar muy seriamente porque todo se volvió una locura, llegamos a un punto en el que los aficionados queremos decidir los fichajes de nuestro club cuando quien mejor sabe lo que necesita el equipo es el entrenador.

Vemos en otros equipos (como por ejemplo el Real Madrid) que fichar futbolistas solo porque tienen mucho nombre en el momento o porque dan rendimiento económico es una gran equivocación, un club sin una filosofía y unos valores de cantera determinados es vacío y lo que hace es irrelevante.

El Barcelona tiene una filosofía muy clara, lo que no tienes en la cantera lo fichas de fuera, discutimos el fichaje de Mathieu y lo pusimos al nivel de la miseria cuando estamos viendo que su rendimiento es muy bueno, lo mismo con Vermaelen y nuestros tres porteros o en el caso de Douglas.

Si se ficharan a los Hummels, Cuadrado, Courtois y compañía, el barcelonismo sería feliz, si se fichase a Reus y no se hiciese ni caso a nuestros chavales como Munir, mucha gente sería feliz, es oír nombres raros y ya la gente se ilusiona.

Hay que fichar lo que se necesita, lo que nuestro entrenador entiende que es necesario para hacer una muy buena temporada y llevar nuestra filosofía a lo máximo, fichamos a Luis Suárez porque era necesario para Luis Enrique tener un Killer, cuando el Real Madrid fichó a James parecía que teníamos complejo de inferioridad y que nuestro delantero uruguayo ya no era nadie.

Nunca podemos olvidar que cuando conseguimos lo que nunca ningún club del mundo logró lo hicimos aplicando al máximo nuestra forma de jugar y nuestra filosofía y con gente de la cantera, que el mejor futbolista de todos los tiempos es del Barça y salió de la Masía.

Lo que es fichar jugadores con mucho nombre solo por ficharlos lo comprobamos en Anoeta este domingo, un equipo como el Real Madrid que no tiene corazón ni alma, solo un entrenador que no se sabe por qué fútbol apuesta y que solo se trata de mezclar muchos nombres pero en realidad estos fichajes no responden a nada futbolístico, ganaron una Champions con mucha suerte y en una temporada de juego pésimo.

La Champions que ganó el Real Madrid nunca nadie la recordará, excepto los merengues, como las que ganó Mourinho con el Oporto o el Inter, nunca nadie se recordará de ellas, en cambio las que ganó el Barça serán recordadas de por vida por el mundo entero porque fue con un fútbol muy bonito y aplicando una filosofía de la vida y del deporte que se plasmaba en el campo como una auténtica obra de arte.

Nunca olvidemos cual es nuestra filosofía y nuestra forma de sentir, como tampoco nunca dejemos de lado a la Masía porque es nuestra piedra filosofal, así que toca apoyar a nuestros jugadores y técnicos a muerte porque estamos defendiendo a la institución FÚTBOL CLUB BARCELONA, lo de la directiva es política, todo eso es política, pero la institución está en nuestro corazón y tenemos que servirla siempre.     

domingo, 31 de agosto de 2014

Vamos mejorando en cada partido



El Barcelona venció 0-1 al Vila-real en partido liguero disputado en la tarde de este domingo en el Madrigal, una victoria muy importante, muy trabajada y con un  muy buen fútbol desarrollado por los nuestros.

Ante el Vila-real fuimos un equipo de verdad, muy compacto, siendo fieles a nuestra filosofía y con una entrega brutal por parte de todos y cada uno de los futbolistas que saltaron al terreno de juego del Madrigal, es de esos partidos en los que te sientes muy orgullosos de tus jugadores y técnicos porque dieron un gran espectáculo, fuimos muy sólidos y rápidos, no nos pillaron ni una vez a la contra y lo hicimos todo casi perfecto,

Si se hiciese justicia debimos de ganar este partido por una mayor diferencia de goles, pero no pudo ser, vimos con gran alegría como nuestra Masía se abre paso en el primer equipo, un Munir que se vació en el terreno de juego y haciendo a la perfección lo que Luis Enrique le encargó y al final tuvo que salir lesionado del campo, vimos a un Sandro que esta temporada está explotando metiendo un gol decisivo que nos da los tres puntos y lo más importante es que tanto Munir como Sandro aún están en la edad juvenil.

Vamos mejorando en cada partido, aún queda mucho por mejorar, pero con el grandísimo entrenador que tenemos, con la gran preparación que estamos realizando desde el mes de julio, con la gran implicación de todos nuestros futbolistas y con la gran calidad técnica que tenemos esto promete, partido a partido y entrenamiento a entrenamiento tenemos que ser cada vez mejores, los comienzos son muy buenos y prometedores aunque en una temporada tan larga hay momentos para todo.

Nunca le perdimos la cara al partido, nunca nos sorprendieron a la contra, vimos como nuestros delanteros recuperaron balones, ver bajar a Messi y robar balones a los contrarios es una delicia, se nos cae la baba como con todos y cada uno de nuestros futbolistas.

Cuando empieza un nuevo proyecto siempre es importante ganar los primeros partidos para ir cogiendo la confianza necesaria, mientras otros equipos optan por el glamour y fardar del apoyo de las instituciones, nosotros, el Barça, trabajamos muy duro en los entrenamientos para ganar en el campo, esos equipos de tanto glamour salen goleados en el terreno de juego.

Y ahora que ganamos vuelvo a repetir lo de la doble forma de medir las faltas por parte de los árbitros, este domingo volvimos a ver como de una forma increíble, las faltas en contra del Barça eran pitadas sin rubor por parte del árbitro, incluso faltas que no eran.

Vimos como las faltas que nos hacía el Vila-real muchas no eran pitadas y no enseñó ni una sola tarjeta amarilla a los amarillos en faltas que eran muy claras, es increíble que pueda pasar esto, si a Pedro le enseñaron la tarjeta amarilla, exactamente por lo mismo que hizo el canario, cuatro o cinco jugadores amarillos debieron de ver la tarjeta y no se enseñó ni una, es vergonzoso, eso sí, le enseñan a Alves tarjeta amarilla por decirle al árbitro que ni siquiera pitó falta cuando le clavaron los tacos en su culo.

Este Barça gana dentro y fuera del campo, no hay quien pueda con nosotros, como bien dijo Luis Enrique en rueda de prensa este domingo, queda mucho por mejorar pero la actitud de nuestros jugadores es bestial y esto promete.    

viernes, 29 de agosto de 2014

A Vila-real



El Barcelona juega este domingo a las 19 horas partido liguero en Vila-real ante el conjunto dirigido por Marcelino, jugar en El Madrigal siempre es muy difícil, los amarillos son un equipo muy intenso, no exento de calidad y en su campo pueden ganar a cualquiera.

En esta segunda jornada de Liga tenemos que jugar como en el partido contra el Elche, hay que ser muy rápidos, dar mucha velocidad al balón, recuperándolo cuanto antes cuando se pierda, jugar en campo contrario muy juntos y ser letales ante la portería contraria.

El Barça que vimos contra el Elche hacía por lo menos tres temporadas que no lo podíamos disfrutar, el camino es ese, estamos al principio y hay aún mucho que mejorar y muchos jugadores que recuperar en el aspecto físico o sancionados como Luis Suárez, pero estamos aplicando muy bien nuestra filosofía y sistema de juego con Luis Enrique en el banquillo.

Ganar los primeros partidos de la temporada es muy importante, además de jugar bien al fútbol porque nos da una gran confianza en un proyecto muy nuevo que está dando sus primeros pasos, seguro que en El Madrigal habrá muchos barcelonistas apoyando a los nuestros.
 
Le tenemos que dar todo nuestro apoyo y cariño a Luis Enrique y a nuestros futbolistas, estamos empezando con mucha ilusión, las temporadas siempre son muy duras y con el apoyo de todos seguro que saldremos adelante y disfrutaremos muchísimo de esta temporada, todos juntos hacia el triunfo final, VISCA EL BARÇA i VISCA CATALUNYA. 

jueves, 28 de agosto de 2014

En la Champions no pueden existir excesos de confianza



Este jueves conocimos a los compañeros de grupo del Barça en la primera fase de la Champions, nos tocaron el PSG, Ajax y Apoel, en principio todo parece indicar que serán el Barcelona y el PSG los que pasen a la siguiente ronda, pero en la máxima competición europea el exceso de confianza te puede hundir, es un tipo de competición en el que si cometes un fallo no tienes tiempo a resolverlo.

Lo que es el Ajax ya lo sabemos, la temporada pasada perdimos en Ámsterdam, fue en ese partido en el que el proyecto Martino al frente de nuestro banquillo comenzó a dar síntomas de debilidad y de que no tiraba hacia adelante, los holandeses son un equipo muy irregular, tanto lo puede hacer fatal como puede dar la campanada en noventa minutos, son jóvenes y descarados en el juego, como te confíes (sobre todo en su casa) estás muerto.

El Apoel parece la cenicienta, fuera de casa pierde muchos enteros, pero en Chipre y en su campo como salgas dormido te pueden dar un buen susto, campo pequeño con toda su gente gritando, son muy calientes en la grada cuando se enfrentan a cualquier rival.

El PSG lo conocemos todos, más que un equipo es la suma de muchas individualidades, pero tienen mucha calidad individual, tanto en su medio campo como en su delantera, tienen muy buenos defensas y te pueden dar un susto bien grande, ya nos enfrentamos hace dos temporadas a ellos y ahora deberían de estar mejor porque llevan mucho más tiempo jugando juntos.

Cualquier partido en Europa es muy difícil, por eso lo peor que nos puede pasar es que nos confiemos, si lo hacemos estaremos muertos, pero somos el Barça, para ganar la Champions hay que ganar a todos, así que saldremos al terreno de juego a morir por cada balón y en cada jugada.

En cuanto al sorteo y lo que rodea a UEFA y FIFA, la verdad es que es descarado, vimos como se aumentó el plazo para el último Balón de Oro para que pudiese ganarlo, vemos como en cada sorteo solo hay jugadores o ex jugadores de un solo equipo y casi exclusivamente a jugadores de ese equipo le dan todos los premios, vemos tantas cosas y tantos tratos de favor que hace que todo sea muy raro.

Es en estos momentos en los que te das cuenta el gran orgullo que tenemos de ser del Barça, lo que ganamos tiene valor doble porque lo ganamos en el campo y fuera del mismo, cuando vemos como se las gastan los organismos internacionales a favor de uno y yendo todos en contra del Barça, pero nunca podrán con nosotros.          

miércoles, 27 de agosto de 2014

No se puede perder la ilusión de ver un partido del Barça



Los barcelonistas en nuestra gran mayoría estamos llegando a un punto en el que estamos equivocados, no estamos sabiendo separar lo que es el Barça como institución, lo que es la directiva y lo que también es nuestro entrenador y nuestra plantilla, lo estamos mezclando todo y al final nos estamos amargando nosotros solos y no solucionamos nada.

Vamos por partes;

1.- La directiva; desde que se produjo la precampaña electoral de las elecciones que llevaron a Sandro Rosell a la presidencia del Barça ya escribí que esa presidencia no iba a ser buena para nuestro club y así se demostró que fue, esa misma presidencia pervive en el tiempo con Bartomeu.

En todos estos años nadie hizo nada para que esta directiva dimitiese por el daño que le estaba causando a la institución, al revés, todo el mundo aplaudiendo y calladito, se aprobaron unos estatutos que nos convirtieron en Sociedad Anónima Deportiva, que le quitan al socio el control del club, que favorecen a los directivos para que se eternicen en la directiva y nadie dijo nada.

Con el asunto del fichaje de Neymar, con lo de los fichajes de los niños de la cantera y nadie dijo nada, la temporada pasada fue nefasta deportivamente hablando y ni un silbido al palco, ni uno solo, pero eso sí, en el último partido de liga se insultó a Messi, pero resulta que esa misma gente que silbaba, este pasado domingo con el partidazo de Leo lo aplaudía, personalidad muy poca.

2.- La institución; sea cual sea la directiva que esté ejerciendo el poder en nuestro club, la institución hay que defenderla y servirla, no se puede querer que el Barça pierda partidos para que una directiva se vaya porque va en contra de la institución y seríamos unos irresponsables.

3.- El entrenador y la plantilla; tenemos a Luis Enrique de entrenador y se fichó a Bravo, Ter Stegen, Douglas, Vermaelen, Mathieu, Rakitic y Suárez, se subió al primer equipo a Masip y trajimos de fuera porque lo teníamos cedido a Rafinha.

El fichaje de Luis Suárez era el gran anhelo de casi todo el barcelonismo, era un  sueño y Luis Enrique lo trajo porque lo necesitaba, después de que el Real Madrid fichó a James, muchos barcelonistas criticaban el fichaje de Suárez, los mismos que tanto lo querían después lo rechazaban

Fichamos a Rakitic y todo eran alabanzas para Luis Enrique, el Real Madrid fichó a Kroos y resulta que el fichaje del ex del Sevilla ya no era tan bueno.

Queríamos a muchos centrales, salió el nombre de Benatia y lo criticábamos porque nadie lo conocía, ahora lo ficha el Bayern de Múnich y resulta que gran fichaje de Pep y criticando que nosotros no lo hiciéramos.

Con Mathieu llegamos a insultarlo y silbarlo en su presentación, es de cobardes no silbar a la directiva e insultar a Messi en el último partido liguero como a Mathieu en su presentación.

Y ahora con lo de Douglas, es una decisión de Luis Enrique, él lo ficha porque lo sigue desde antes de estar en el Barça, toma una decisión porque lo suyo es tomar decisiones, es el de todos los fichajes, el de la cesión de Deulofeu o de apostar por Munir.

Como a Reus lo fiche el Real Madrid ya está el lío montado, porque lo fichan los merengues y no nosotros, diremos que Munir es joven y que no sirve para el Barça que al que había que fichar era a Reus.

Hablando de mi caso particular, si le das vueltas a todo eso y te lo crees todo, entonces llegará un momento en que seas un amargado, en el que te sientes a ver un partido del Barça y digas vamos a perderlo todo porque no tenemos a nadie, la gente piensa que lo que hacen otros está perfecto y lo que ficha Luis Enrique no vale para nada y eso no es así.

Yo estoy muy ilusionado con el proyecto de Luis Enrique, esta directiva ya hace tiempo que tuvo que irse, nadie hace ni hizo nada todos estos años para que se fuese, todos callados y adulándolos, en lugar de plantear una moción de censura, los candidatos  pasan de todo, viven como quieren y pasan del Barça, en lugar de forzar esa moción hace tiempo, lo que hacemos es insultar a los jugadores y poner a parir a Luis Enrique cuando nuestro entrenador está tomando decisiones súper acertadas como se está demostrando en el campo en este pretemporada y primer partido de Liga.

Así que yo nunca voy a perder la ilusión por ver un partido del Barça, apuesto a muerte por Luis Enrique y esta plantilla, espero con impaciencia y alegría que el Barcelona juegue un partido y será en mayo cuando haya que hacer balance, sufriremos como perros en algunos momentos de la temporada, pero estoy seguro que ganaremos títulos y la gente alucinará de nuevo con nuestro fútbol a pesar de esta directiva y yo no soy de los que quiere que el Barcelona pierda para que la directiva se vaya, no soy sospechoso de apoyar a esta directiva porque mi posición está clara desde hace muchísimos años, soy barcelonista y quiero que el Barça gane hasta en las pachangas.